La idea detrás del concepto de las aerolíneas de bajo costo (ABC) gira en torno a reducir los costos, con el fin de poder ofrecer a los consumidores un producto de bajo precio con lo esencial.

Existen varias maneras en que las ABC de hoy abordan este objetivo.

a) Distribución

Desde la introducción de la reserva de billetes de internet por South West en 1996, casi todas las aerolíneas han seguido la tendencia de cortar o limitar severamente la participación de las agencias de viajes para distribuir sus productos.

Casi la mitad o más de las ventas de boletos ahora se hacen en línea. La venta por internet es, sin duda, el mayor avance y el ahorro de costos operativos más importante que la industria ha experimentado en la última década.

Los costos de distribución, en promedio, pueden representar hasta el 17% de los costos operativos totales de una aerolínea.

b) Normalización de flota y utilización de la flota

Tener el mismo tipo de aeronave puede tener una reducción significativa en los costos de entrenamiento y mantenimiento y también aumenta la eficiencia dando una mayor flexibilidad para la tripulación de la aeronave.

La utilización de la flota es una medida directa de la eficiencia y esto puede ser casi un 80% más alto que los transportistas legados. Estos altos índices de utilización se consiguen mediante rápidas revocaciones en el aeropuerto, aumentando así el número de sectores que cada aeronave puede operar.

c) Sector longitud

Las aerolíneas de bajo costo también suelen volar rutas de corto recorrido (menos de 4 horas) por lo tanto varios sectores se puede hacer en un día determinado.

d) Recursos humanos

También hay una reducción significativa en el costo de mano de obra en las líneas aéreas de bajo costo, ya que aspectos como el manejo en tierra pueden ser subcontratados a otras compañías.

Igualmente se contrata a contratistas independientes que se encuentren en la industria de la aviación y por lo tanto se requiere menos entrenamiento.

Según un estudio realizado por Hunter en el 2006 sobre el modelo de negocio de las líneas aéreas de bajo costo y las relaciones laborales, se encontró que la gerencia en LCCs parece haber creado una atmósfera de empresa, haciendo un énfasis particular en la mentalidad, por lo que la lealtad se construye para el empleador.

Los métodos paternalistas se emplean para apoyar la lealtad y, en cierta medida, elevar el espíritu de la comunidad.

Esto sugiere que aunque los empleados que trabajen en las ABC reciben una remuneración menor a la de sus homólogos heredados, su camaradería y su cultura organizacional pueden influir en una operación más eficiente.

Este último punto es de resaltarse y valorarse, ya que una de las cosas que buscan y agradecen los clientes de este tipo de aerolíneas es que, no por pagar más económico un vuelo, sean tratados o considerados como de “segunda”.

Afortunadamente, la filosofía de estas empresas es la de prestar un excelente servicio, porque de ello depende su éxito. Esto lo ha tenido muy presente la empresa Volaris, quien ha buscado desde su incursión en este campo de la industria el ofrecer el mejor servicio a sus clientes.